« Back to Glossary Index

Logística Sustentable

La Logística Sustentable es el ejercicio de cumplir con la cadena de suministros bajo criterios de responsabilidad ambiental, al tiempo que mantiene la rentabilidad en los procesos.

 

¿Qué es la Logística Sustentable?

La Logística Sustentable es el tipo de logística que integra prácticas ambientalmente sostenibles en el desarrollo de las actividades de transportación y distribución.

Se refiere, pues a las actividades de movilización de mercancía que adoptan medidas de mitigación del impacto por las emisiones de CO2 a la atmósfera. Al mismo tiempo, se vigila la satisfacción de las necesidades sociales y los aspectos económicos relevantes para una organización.

 

¿Por qué hacer una logística sustentable?

La creciente tendencia de tercerizar servicios logísticos, es decir de contratar a proveedores externos para la distribución de mercancías en lugar de utilizar medios propios, implica un ejercicio más profesional en las distintas modalidades de transporte.

Las empresas logísticas integran estas prácticas de cuidado ambiental para beneficio del planeta y a la vez para integrarse a la cadena de valor de sus clientes, compañías que frecuentemente cuentan con distintivos de Responsabilidad Social Empresarial y por tanto deben acompañarse de una red que comparta la misma filosofía sostenible.

Y así es como se cumple con una cadena de suministro sustentable, entendida ésta como la integración de objetivos ambientales, sociales y económicos en estrecha coordinación cuyo fin es mejorar el desempeño de las compañías y de la logística en general.

 

Prácticas sustentables en la logística

Algunas de las prácticas de la logística sustentable más tradicionales que han sido adoptadas por las empresas transportistas son:

  • Optimización de carga. Empleo más eficiente de la capacidad de carga de los vehículos, evitando movilizar unidades por debajo de su capacidad.
  • Distribución estratégica. Planes para un proceso de distribución y transportación más amigable con el entorno.
  • Mantenimiento vehicular. Reparar y tener en buen estado las unidades de transporte.
  • Administración de vehículos. Clasificación y selección óptima según tamaño.
  • Ahorro de combustible. Supervisión del combustible empleado por las unidades.
  • Seguimiento. Monitoreo de las distancias viajadas por cada vehículo, así como de la velocidad.

 

Asimismo, existen modalidades más innovadoras para el cuidado ambiental en el sector logístico:

  • Diseño inteligente de rutas. Uso de softwares para desarrollar rutas más ágiles.
  • Unidades menos contaminantes. Uso de vehículos híbridos o eléctricos.
  • Fuentes alternas de combustible. Reducción del empleo de combustibles fósiles.
  • Cálculo de Huella de Carbono. Algunos programas informáticos pueden ayudar a disminuirla.
  • Reciclaje de materiales. Reutilización o recicle de materiales de empaque y contenedores.
  • Gestión ambiental. Programas internos para la medición del desempeño ambiental y su certificación de ISO 14001. 
« Regresar al índice del glosario