¿Por qué es conveniente externalizar tu logística?

Ventajas competitivas como la integración de soluciones múltiples en un solo servicio, el uso de tecnologías y mecanismos innovadores, así como la aplicación de estrategias personalizadas de acuerdo con el tamaño y perfil del negocio logrando sus metas comerciales son algunas de las razones por las que la mayoría de empresas han seguido esta tendencia.

Pero la contratación de servicios logísticos no es sólo una moda empresarial, sino una de las armas más valiosas en la batalla por la competitividad y el éxito de las organizaciones. Y es que, con el auge del e-Commerce, cada día son más las firmas que incursionan en las ventas globales y requieren servicios de distribución veloces, eficaces y con alcances internacionales.

Es allí donde entra la figura de los operadores logísticos, que cubren todas las etapas de comercialización: desde la compra de materias primas hasta el envío físico a los puntos de venta o al domicilio del cliente final.

 

Retos logísticos de las empresas

Sin importar los alcances de distribución, las empresas de todos los tamaños necesitan poner en práctica los principios de la logística. Sobre todo, requieren hacerlo de la manera más eficiente.

Son muchas las compañías que prefieren hacerse cargo por sí solas de los retos de planificación, aprovisionamiento, almacenaje y transportación, a veces contando con un departamento especializado para encargarse de estos procesos.

Sin embargo, en ocasiones el peso de la tarea resulta abrumador y termina incluso obstaculizando la actividad central de la organización, con pérdidas de los recursos financieros, técnicos y humanos involucrados en la labor logística, que a su vez derivan en altos costes administrativos generales.

Superar estos obstáculos y alcanzar las metas de distribución, así como las de ventas, resulta mucho más efectivo al utilizar servicios externos de logística y transporte.

 

Razones para externalizar la logística

¿Es realmente necesario contar con la figura del proveedor logístico o pueden las empresas hacerse cargo de todo el proceso? La respuesta no es complicada: ambas cosas son válidas… sólo que una de ellas hace más lenta, cara y complicada el ciclo de la cadena de suministro.

Externalizar la logística es un paso necesario si se pretende mantener el ritmo de la globalización, las ventas online y la feroz competencia para abastecer a los mercados.

Si hace unos años aún podía evaluarse en una sala de juntas la posibilidad de hacerlo, hoy ha quedado claro que son muchas sus ventajas y quien no las aproveche se queda rezagado en términos de rentabilidad y sostenibilidad.

Por si acaso aún es necesario argumentar ante los socios las razones para tercerizar la logística, aquí te presentamos el A-B-C fundamental:

  1.     La empresa necesita enfocarse en su razón de ser: la producción. Y sacar a la distribución de sus ocupaciones adicionales.
  2.     Los consumidores cada día son más exigentes con un servicio rápido que llegue a todos los rincones.
  3.     Distribuir los productos a múltiples destinos no siempre es posible con los recursos propios de la fábrica.

 

Grados de externalización logística

La clasificación de los operadores logísticos se realiza en función del alcance de sus servicios. Esto no significa que algunas empresas se encarguen sólo de unas tareas y no todas, sino más bien se relaciona con las necesidades específicas de cada cliente, pudiendo así ofertar diferentes niveles de gestión logística:

1 PL, First Party Logistics.  La forma más tradicional es la de contratar servicios de transporte para hacer llegar los productos a los clientes. Gracias a esto, la empresa se ahorra la adquisición de una flotilla vehicular, la gestión de distribución y los costes que implica todo el proceso.

2 PL, Second Party Logistics. Por mucho tiempo, este esquema ha sido el estandarizado. Además del transporte y distribución de bienes y mercancías, la empresa logística se hace cargo de las tareas de almacenamiento.

3 PL, Third Party Logistics. Aquí se integran los servicios para convertirse en una verdadera gestión logística pues, adicionalmente al transporte y almacenaje, los proveedores logísticos tienen bajo su control toda la cadena de suministro. Esto significa que planifican, gestionan y supervisan el proceso integral y lo hacen de una forma personalizada para cada empresa que es su cliente.

4 PL, Fourth Party Logistics. En este caso, los conocimientos y capacidad tecnológica del servicio logístico se ponen al servicio de su contratante en la modalidad de asesor y no ejecuta las tareas. Su objetivo es optimizar al máximo la eficiencia de la cadena de suministro.

5 PL, Fifth Party Logistics. Éste es el nivel más alto del servicio, ya que ofrecen todas las tareas de una 3PL más la asesoría y supervisión de la 4PL; es decir, se trata de una gestión integral con alto grado de especialización en la optimización de operaciones complejas.

 

Ventajas de contratar un operador logístico

Lo anterior nos lleva a descubrir los beneficios de contratar a una empresa de logística:

  1.       Contarás con personal cualificado en todos los niveles, desde el cerebro detrás de la planificación integral o los agentes aduanales hasta los operadores de las unidades vehiculares y gestores de almacén.
  2.       Tendrás a tu disposición instalaciones adecuadas para el almacenaje de tus mercancías, sin preocuparte por las dimensiones del producto, los espacios y costos para construir bodegas en tu empresa o el manejo óptimo del almacenamiento.
  3.       Recibirás la asesoría de especialistas con amplia experiencia en el ramo, que además de encargarse de tus traslados podrán ayudarte en trámites de importación y exportación.
  4.       Tu operador logístico trazará las rutas de distribución más eficientes y los horarios más óptimos para garantizar entregas rápidas a los menores costos.
  5.       Podrás dedicar tus recursos humanos y financieros a la productividad del negocio.
  6.       Disminuirás los riesgos (en traslados o almacenaje) provenientes de la falta de experiencia.
  7.       Evitarás pérdidas por mal manejo de inventarios o incluso mermas por transporte deficiente.

 

Como resultado de todo lo anterior, el beneficio global es que tu servicio mejorará y habrá una mayor satisfacción del cliente.

 

Criterios para elegir un buen operador logístico

Antes de elegir al operador logístico que mejor se adecúe a tus necesidades, es necesario por supuesto que tengas bien en claro cuáles son éstas. ¿Necesitas distribución de productos con alcance regional?, ¿tus operaciones involucran movimientos en el extranjero?, ¿manejas grandes volúmenes o sólo requieres cargas consolidadas?, ¿transportarás materiales peligrosos? Y más allá de esto, ¿cuáles son las metas de tu organización y hasta dónde es vital el apoyo en la planificación?

Ahora bien, en efecto no todos los servicios logísticos son integrales y algunas empresas únicamente podrán hacerse cargo del traslado de materiales, aunque podrían dejar fuera la gestión de almacenes y otras áreas esenciales.

Sea cual sea tu necesidad específica, asegúrate de que tu proveedor te brinde al menos:

  • Personal capacitado en el manejo de la carga específica.
  • Póliza de seguros.
  • Rastreo de unidades durante los traslados.
  • Comunicación e información.
  • Infraestructura adecuada (espacio de almacenamiento, etc.).
  • Flexibilidad en el servicio.
  • Estándares de seguridad.

 

Pak2Go, la solución en tus manos

Pak2Go, un proveedor logístico que resuelve tus necesidades de almacenaje, transporte y distribución, te ayuda a aligerar tus procesos para que puedas incrementar tus ventas.

Ofreciéndote sus servicios como asesor y operador logístico, Pak2Go es el mejor aliado para tus negocios a nivel local, regional, nacional e internacional. Además, si cuentas con comercialización en el extranjero, este socio logístico te brindará alternativas a la medida para que desarrolles tus operaciones de Comercio Exterior.

Leave a comment